Su gastronomía

Cultura

Una opción sencilla y generalmente económica, ideal también para vegetarianos, son los restaurantes de comida por kilo, conocidos como «buffet libre». En este formato, los comensales pagan según el peso de su plato. Otra alternativa típica son los restaurantes de «todo lo que puedas comer», donde los clientes pagan un precio fijo y pueden servirse cuanto deseen. En ambos tipos de establecimientos, los clientes suelen armar sus platos a partir de un amplio buffet.

Prepárate para disfrutar de una experiencia gastronómica única con el rodízio, un estilo de servicio popular en Brasil. En este estilo, se paga un precio fijo y los camareros circulan con una variedad tentadora de comida. Esto es particularmente común en churrascarías y pizzerías, que ofrecen un asado de todo lo que puedas comer y pizzas de diversos sabores. Cada porción se sirve con cuidado, asegurando que saborees cada bocado de esta delicia culinaria.

El restaurante regular con un precio específico para cada comida se llama «restaurante à la carte».

La comida es una parte vibrante de la cultura e identidad de Brasil, con el churrasco (barbacoa) ocupando un lugar central. Las churrasquerías son lugares de moda, y la tradición de «asar un poco de carne» en casa con seres queridos trasciende las condiciones climáticas, convirtiéndola en un favorito durante todo el año. La carne asada y la feijoada (estofado de carne y frijoles) son partes quintesenciales de la cocina brasileña, mostrando sus sabores únicos y su herencia culinaria.

La conexión entre los humanos y la carne es una historia tan antigua como el tiempo, que se remonta a nuestros ancestros primordiales cuando la caza era una cuestión de supervivencia. El atractivo del sabor de la carne y la simplicidad de su preparación llevaron a su consumo generalizado. En Brasil, esta conexión primordial ha evolucionado hacia una marca cultural, con la carne asada convirtiéndose en un símbolo de tradición y herencia local.

Para los turistas que visitan Brasil, independientemente de la región o ciudad, una visita a una churrasquería es imprescindible, una irresistible oportunidad para saborear el incomparable y auténtico sabor de la barbacoa brasileña.

VERDE: QUIERO MÁS. ROJO: YA TERMINÉ.

La forma en que se sirve la carne en estas churrasquerías, conocida como rodízio (que se traduce vagamente como «rotación»), funciona según el principio de «comer todo lo que puedas» y es tan popular entre los extranjeros como entre los brasileños.

Así es como funciona: el restaurante cobra un precio fijo por persona (las bebidas no están incluidas), y puedes probar cada tipo de carne: pollo, cordero, salchichas y una amplia variedad de cortes de carne de res y cerdo, repitiendo tantas veces como desees. Sin embargo, en la actualidad, el churrasco brasileño no se limita solo a los cortes más tradicionales. En Brasil, algunas churrasquerías ya ofrecen algunas opciones inusuales en sus menús. Estas carnes son muy apreciadas por los comensales más exigentes y aventureros, como jabalí, caimán, rana, codorniz, conejo y avestruz.

En una churrasquería, la experiencia gastronómica es un festín para los sentidos. El sistema de rodízio es un espectáculo, con camareros desfilando alrededor de las mesas, cada uno llevando una gran brocheta de carne chisporroteante. Te presentan una variedad de opciones y, justo en tu mesa, cortan la carne expertamente a tu grosor preferido, cocinada justo como te gusta. Es una experiencia gastronómica personalizada que realmente se adapta a tu gusto.

Mientras estás comiendo, hay una etiqueta única de «señales de mesa», que están hechas de papel, madera o metal, dependiendo de la creatividad de la churrasquería, que indican tu apetito mediante un código de colores simple: la señal verde, que dice «Sí, por favor», significa que los camareros pueden circular por la mesa, continuando ofreciendo todo tipo de carne, hasta que vuelvas la señal para mostrar el lado rojo, que dice «No, gracias», indicando que estás satisfecho por ahora. Además de la carne, las churrasquerías también ofrecen un buffet de ensaladas, y algunas van incluso más allá, añadiendo platos calientes, sushi, pescado, quesos, embutidos y otros acompañamientos como papas fritas, pão de queijo (pan de queso) y pasteles (masa de hojaldre frita rellena).

Brasil no solo es reconocido por el sabor y la calidad de su café, sino que también se destaca por producir algunos de los cafés más únicos y exclusivos del mundo, añadiendo un sabor distintivo a la industria cafetera global.

Durante décadas, ha sido aclamado como el rey de los reyes. Hay muchas formas de preparar un café sabroso: con filtros, máquinas de café eléctricas y, más recientemente, máquinas de espresso domésticas que utilizan cápsulas de café llenas de porciones y sabores especificados. Ya sea hecho en casa o disfrutado en un café, bar o restaurante, el consenso es unánime: el café es excelente, y si es brasileño, dado su calidad indiscutible, es aún más significativo.

El café es único en muchas culturas, con un consumo mundial estimado de medio billón de tazas diarias. Brasil ha sido el mayor productor y exportador de café durante más de 100 años, y la superficie combinada de las plantaciones del país es de aproximadamente 27,000 km². Según las cifras de producción informadas por la Organización Internacional del Café con sede en Londres, los principales productores de café detrás de Brasil son Vietnam (sí, después del arroz, el café es la estrella vietnamita), Colombia, Indonesia, Etiopía, India, Honduras, México, Uganda y Guatemala.

Se espera que la cosecha brasileña supere los 53 millones de sacos de café en 2016, según la Associação Brasileira da Indústria de Café (ABIC – Asociación Brasileña de la Industria del Café). La asociación proyecta que el consumo en Brasil solo podría aumentar a 21.3 millones de sacos este año, ¡lo que equivale aproximadamente a 173 mil millones de tazas! Sin embargo, el volumen de café tostado molido exportado está disminuyendo debido a una ley brasileña que prohíbe la importación de café verde de otros países.

Mientras tanto, en 2015, la empresa británica Costa Coffee invirtió aproximadamente £40 millones en la construcción de una nueva planta de tostado en Basildon (Essex) para ayudar a aligerar la carga de su otra tostadora en Lambeth (sur de Londres), que fue inaugurada hace más de 30 años. Con ambas plantas tostando granos, Costa Coffee producirá impresionantes 56,000 toneladas de café tostado al año, pero los granos de café no solo se utilizan para preparar bebidas calientes. La cafeína extraída también se utiliza en refrescos, productos farmacéuticos e incluso cosméticos. Nuevas investigaciones en el campo de la salud y el bienestar sugieren que el consumo diario de café (entre tres y cuatro tazas al día) puede ayudar en la prevención de ciertas enfermedades, como la diabetes en adultos, el cáncer (colon, hígado y mama) y la enfermedad de Parkinson, por nombrar algunas.

Cafés Exóticos
El café brasileño tiene una variedad emocionante: el Café Jacu Bird. Estos granos de café son consumidos y excretados por el Jacu, un pájaro nativo de la Mata Atlántica. El Café Jacu Bird es caro, casi 20 veces el precio del café estándar.

En Brasil, un crisol define no solo los orígenes, sino también la comida.

La comida tradicional de Brasil es una combinación de muchas herencias culturales diferentes que se han mezclado y creado una cocina emocionante y única. Originalmente, la comida de Brasil fue creada por los pueblos indígenas nativos, que dieron la mayoría de las principales raíces de la gastronomía actual del país.

Cuando los portugueses colonizaron Brasil, su gastronomía se mezcló armoniosamente con los platos indígenas tradicionales. Luego, durante los tiempos de la esclavitud, los africanos también trajeron su gastronomía a Brasil, enriqueciendo aún más la combinación de la cocina indígena y portuguesa. Sin embargo, estas gastronomías no se fusionaron completamente; generalmente, coexistieron en una hermosa sinfonía culinaria.

Luego, llegaron muchos otros inmigrantes, incluidos libaneses, alemanes, italianos, japoneses, españoles y muchos otros, agregando sus platos a la gastronomía de Brasil. Así, la gastronomía actual de Brasil es el resultado de una combinación de culturas y platos de muchas orígenes diferentes.

Tags:

brasil, brasileño, cultura, gastronomía

Compartir:

This site is registered on wpml.org as a development site. Switch to a production site key to remove this banner.